INM RD contribuye al ordenamiento de los flujos periódicos de trabajadores extranjeros con estudios sobre su demanda en los principales sectores económicos del país

Martes, 21 Diciembre 2021

Existen diversas razones que estimulan a las personas a trasladarse de un territorio a otro, entre las cuales predominan aquellas con un trasfondo económico como consecuencia de la pobreza, el desempleo y el anhelo de un mejor estilo de vida particular o familiar. Específicamente, las cuestiones de exploración de mejores oportunidades económicas se ven directamente vinculadas a la aspiración de salarios más elevados, mejores empleos, acceso a una mayor cantidad de bienes o servicios y el desarrollo profesional. Si una persona se encuentra limitada financieramente en el país de origen o residencia, aumenta la probabilidad de migrar a países con mejores perspectivas.

El lazo familiar resulta un motor importante en la decisión de emigrar; los trabajadores migrantes habitualmente buscan el bienestar de sus parientes, a los cuales sostienen a través de las remesas o traen consigo con la idea de brindarles mejores condiciones que resguarden las necesidades fundamentales de subsistencia y protección.

De acuerdo con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), los trabajadores migrantes, definidos como personas que migran con el fin de ser empleados y con edad para trabajar, representaban aproximadamente 169 millones de personas en el mundo en 2019, un aumento de 3 % desde 2017 (4,9 % de la fuerza de trabajo en los países de destino). En el caso de República Dominicana, la Encuesta Nacional de Inmigrantes (ENI-2017) cuantifica la población extranjera en el país en 570,933 personas (5,6 % de la población total). Respecto al mercado laboral y la participación de la población migrante, la Encuesta Nacional de Fuerza de Trabajo calculaba que la Población Económicamente Activa (PEA) al cierre de 2016 era de 64,99 %.[1] Dicho porcentaje aumentó 68,9 % en 2018; esta cifra tiene una alta participación de inmigrantes haitianos y venezolanos, nacionalidades que lideran la cuota de extranjeros en el mercado laboral local. 

En general, la población inmigrante en República Dominicana ocupa los principales sectores laborales: agropecuario (31,2 %), construcción (24,5 %) y comercio (16,3 %). Adicional a estos, las actividades relacionadas con los servicios (hoteles, bares y restaurantes) reúnen el mayor número de extranjeros procedentes de otros países que no son Haití y el grupo de nacionales venezolanos es el de mayor tamaño con una participación de 28,4 %. El sector terciario tuvo una alta absorción de mano de obra inmigrante con la contratación de 14,190 extranjeros en 2012 y 32,196 en 2017.[2]

El Programa de Medición Periódica de la Demanda de Mano de Obra Extranjera, que desde 2020 puso en marcha el Instituto Nacional de Migración (INM RD), ha contribuido al suministro de datos para apoyar el ordenamiento de los flujos periódicos de trabajadores y las reales necesidades de mano de obra inmigrante en los principales sectores económicos del país. Asimismo, ha constituido un soporte al llamado efectuado por el Consejo Nacional de Migración a los actores económicos y de la gestión migratoria para garantizar el debido control de los movimientos de los trabajadores inmigrantes y la regularización de esta población activa en el mercado laboral con el fin de garantizar la seguridad y la soberanía nacional. La creación de un programa de esta índole favorece la adecuada gobernanza de la migración laboral con una definición de criterios y políticas bien estructurada, planificada y gestionada.

A partir de este propósito se han realizado varias mesas de diálogo conformadas por importantes actores de los sectores laborales en los que los inmigrantes tienen mayor participación, entre estos,  la Asociación Dominicana de Productores de Banano, las Industrias Banilejas S.A.S., la Red de Banano, la Asociación Dominicana de Factorías de Arroz, la Asociación de Productores de Cigarros, la Junta Agroempresarial Dominicana, la Asociación de Tour Operadores Receptivos de la República Dominicana, la Asociación Nacional de Hoteles y Restaurantes, el Grupo Punta Cana, la Asociación de Hoteles y Proyectos Turísticos del Este, la Asociación de Constructores y Promotores de Viviendas y el Consejo Nacional de la Empresa Privada.  

Estos encuentros, dirigidos por el Dr. Wilfredo Lozano, director ejecutivo del INM RD, y coordinados por el Departamento de Investigación y Estudios Migratorios de dicha institución, contaron con las exposiciones de Antonio Ciriaco, vicedecano de la Facultad de Economía de la Universidad Autónoma de Santo Domingo; Carlos Gratereaux, analista del Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo; Miguel Macías, socio consultor del Grupo Minerva, y Juan Montero, investigador del Fondo de Población de las Naciones Unidas, así como la colaboración del Ministerio de Trabajo, la Organización Internacional para las Migraciones y la Organización Internacional del Trabajo.

Las mesas de trabajo han sido la antesala para la generación de artículos científicos, informes y estudios que plantean recomendaciones y datos cualitativos y cuantitativos de apoyo a la generación de políticas migratorias certeras en el ámbito laboral, entre otros, Gobernanza de la migración laboral en la República Dominicana, 2020 (https://bit.ly/3dRj9Ra); Estimación de la demanda de trabajadores extranjeros en los sectores construcción y agropecuario en República Dominicana, 2020 (https://bit.ly/3dO4o1x), y “Reflexiones en torno a la mano de obra extranjera en los sectores agropecuario y construcción de la República Dominicana”, en Estudios Migratorios, enero-junio 2021(https://bit.ly/3ys1jOg).

En 2022 el Instituto Nacional de Migración realizará la puesta en circulación del Estudio descriptivo-exploratorio sobre el mercado laboral en el sector agrícola y su necesidad de mano de obra extranjera de la autoría de Miguel Macías, socio consultor del Grupo Minerva, la cual contó con el apoyo técnico de la Organización Internacional para las Migraciones y la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura.

 

Jessica Mordechay

Encargada de División de Comunicación

Instituto Nacional de Migración

 

 

 

[1] D. Cabrera (2020). Gobernanza de la migración laboral en la República Dominicana. Santo Domingo: Organización Internacional del Trabajo.

 

[2] R. Acosta y G. Estévez (2021). Programa para la medición continua de la demanda de trabajadores extranjeros en República Dominicana, diciembre 2021, Instituto Nacional de Migración. Disponible en: https://www.inm.gob.do/index.php/noticias/item/531-programa-para-la-medicion-continua-de-la-demanda-de-trabajadores-extranjeros-en-republica-dominicana